Una estrella que no se apaga – Esther Earl

No os miento si os digo que quise leer este libro porque lo conocí a partir de leer Bajo la misma estrella, pero independientemente de eso, he de decir que ha sido una lectura que me ha aportado mucho.

Es fácil caer en la creencia de que el personaje de Hazel Grace está inspirado en Esther, pero son muy diferentes. Leer su diario te ayuda a comprender el miedo que estaba pasando, a pesa de que la mayoría del tiempo era optimista y muy esperanzadora.

No es una novela, así que se me hizo un poco cuesta arriba su lectura, porque también me daba reparo colarme así en la vida de una persona que ya no está en este mundo. A pesar de eso, admiro mucho a Esther, admiro su coraje y su entereza, y me hubiera encantado conocerla, la verdad.

Una de las cosas que más me frenaba la lectura, además de lo que supone este tema para mí, es que Esther era profundamente religiosa y habla mucho de Dios. Sí, era un poco cansino leer cada dos páginas sobre esto. Pero no era lo que más me frenaba, claro.

También vamos a ver muchos pasajes de la familia y amigos de Esther, entre ellos, John Green, y es muy emotivo ver lo que supuso para ellos conocerla y compartir tantos momentos. Sin duda, esa ha sido mi parte favorita del libro y la que más me ha emocionado.

Antes de recomendarla, voy a haceros un aviso: no lo leáis si sois muy sensibles con el tema del cáncer, porque aunque a mí me haya ayudado, puede haber gente que lo pase muy mal.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s